viernes, 7 de septiembre de 2007

- La culpa no es de él, nadie tiene la culpa. En todo caso la culpa es mía, por no aceptar las cosas como son, como sabía que iban a ser. Estaba claro que podíamos estar juntos un tiempo pero, que no había futuro (…) Estuvo todo claro desde el principio, no hubo trampas. Hubo una imbécil que bajó la guardia y se enamoró. Ahí se me fue todo a la mierda: la independencia, la libertad, la edad…todo. La chica perdió la cabeza por el muchacho, pero él no.
- Es un tipo muy cerrado. Si te quiere no te lo va a decir nunca. Que te quiere, o que te necesita…nunca te lo va a decir, ni a ti, ni a nadie
- Si no lo dice es porque no lo siente. O porque lo que siente no es tan fuerte y lo puede controlar…
Yo necesito que me digan las cosas, soy muy despistada...

1 comentario:

Antihéroe dijo...

jaja ¿así que eres muy despistada eh? :) Qué pilla... :P Pues sí, que lo diga y si no lo dice no le nace y si no le nace no lo pare y si no lo pare no lo siente y si no lo siente no lo expresa y si no lo expresa no existe. Está hueco. (K)